Blogia
Ecos Del Alma

Creyendo en ti

Creyendo en ti Sentada en una espesa hierba, observo el lugar, la hierba termina en un acantilado del cual se ve el mar en calma.
El sol, como experto pintor, colorea el cielo, mientras se oculta, de tal manera, que parece que se sumerge en el mar.
Contemplar tanta belleza me llena de una paz que hace mucho no sentía.
-¡Qué pequeños somos!- pienso
El día muere dando paso a una noche con manto de estrellas, el viento, se une a la magia y suavemente arrulla.
Se asoma tímida la luna y montada en un haz de luz plateada besa el firmamento.
A lo lejos, ruidos del mundo humano se escuchan,  las olas se agitan inquietas, como si protestaran por la insolencia.
El mundo se cubre de estrellas, la tierra, como dama coqueta, expele su aroma, las flores se esconde candorosas sabiendo que no pueden competir con tanta belleza.
Las aves en sus nidos callan, ¿quizás rezan una plegaría?
Mi sombra se mueve inquieta como queriendo robar una estrella.
En el silencio, por lo grandioso, de mi alma absorta unas palabras nacen…
-¡Y aún creen que no existe Dios!-
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres